Cómo planificar una mudanza. Mudanzas y transportes Mundivan

Una mudanza SIEMPRE, es un cambio muy significativo, para muchos cómo planificar una mudanza se convierte en un proceso traumático del que, dependiendo de tu organización, se puede salir airoso. El primer punto en esta lista de consejos sobre cómo planificar una mudanza es contactar con una empresa de profesionales, que harán las cosas mucho más fáciles y llevaderas.

El siguiente paso que cualquier persona que se vaya a mudar debería hacer es comparar presupuestos de diferentes empresas del gremio. Pero teniendo en mente que a veces lo barato sale caro. Se trata, como casi siempre, de encontrar una justa relación calidad/ precio.
Una vez elegida la compañía de mudanzas, se puede ahorrar tiempo y dinero preparando previamente las cajas que hay que trasladar. Es indispensable ajustar el tamaño de la caja al tamaño de los objetos y a su peso, porque esto facilitará mucho el trabajo de la empresa de mudanzas y supondrá una rebaja en el coste de horas de trabajo invertidas. Parece una obviedad, pero hay quien no es consciente de que los libros pesan mucho más que la ropa y requieren una caja de menor tamaño, por poner un ejemplo.
A la hora de preparar los bultos, lo suyo es empezar por aquellas cosas que menos se utilizan y dejar los objetos de primera necesidad para el final. También es aconsejable llevar un registro de cajas y de los objetos que portan, así como numerarlas y marcarlas antes de iniciar la gran aventura del traslado.
Si se ha elegido la empresa de transportes adecuada, la tarea de desmontar los muebles correrá a cargo de los trabajadores (así suele ser). Y si ellos han desmontado los muebles, también se encargarán de dejarlos como estaban en la nueva vivienda, lo cual es una facilidad importante a tener en cuenta. Muchas empresas no se responsabilizan de montar los muebles si no los han embalado sus trabajadores, así que más vale dejar estas cuestiones claras antes de contratar el servicio.
Da igual las tareas que se tengan que afrontar a la hora de cómo planificar una mudanza si no se hace con espíritu positivo. Es cierto que mover una casa entera puede causar nerviosismo y sensación de inseguridad. Pero con tranquilidad y ganas de que las cosas salgan bien todo se lleva mucho mejor.
Fuente de imagen: Kim Love
Como preparar una habitación antes de pintarla

Si estás pensando pintar alguna habitación o pasillo de tu casa es importante preparar la sala para ello. Puede parecer tedioso pero evitarás los inconvenientes que puedas sufrir con sólo dedicar algo de tiempo. Los pasos son siempre iguales, da igual el tamaño o forma de los cuartos.

Vaciar la habitación
Quita tantos muebles y accesorios de la habitación como te sean posibles, por muy confiado de que no mancharás algo piensa que la pintura salpica demasiado. Si algo es grande o pesado para sacarlo, colócalo en el centro del cuarto y cúbrelo con plástico, evita el papel. Si no tienes sitio para guardarlos, puedes alquilar un guardamuebles.

Colocar cinta de pintor
Usa la cinta sobre interruptores, enchufes, lámparas, marcos de puertas y todo elemento que pueda mancharse de pintura. Si tienes un suelo delicado cúbrelo con un plástico amplio y asegura los bordes con la cinta. En suelos normales bastará con papel de periódico y tener a mano la fregona para limpiar las gotas al pintar.

Quitar clavos y tornillos
Quita clavos y tornillos de la pared con cuidado para no dañarla. Cubre los huecos con masilla y lija la superficie. Si no dispones de masilla puedes utilizar pasta de dientes. Si notas que alguna superficie de la pared no está lisa, lija la zona.

Limpiar las paredes
Como último paso, limpia las paredes. Espolvorea si hay polvo o telarañas, luego friega toda la superficie con una esponja empapada de agua tibia con jabón de platos. De este modo la pintura se adherirá mejor. Deja secar y listo.

Requisitos para poder alquilar tu casa este verano

Si habéis deseado alquilar vuestra casa o un piso de la misma durante unos días e inclusive semanas, porque habéis escuchado que es un servicio que se ha propuesto como una entrada eficiente de dinero extra. No obstante, al momento de emprender dicho proyecto es importante que tengáis presente para que podáis alquilar tu casa este verano, los siguientes requisitos fundamentales:

-Requisitos Legales: Se debe cumplir con documentos que acrediten a la casa con todos sus servicios básicos y este establecido en ellos el nombre del propietario. Debéis adquirir una licencia de primera ocupación.

-Patentar en el Registro de viviendas: Es relevante legalizar vuestra casa y hacer una declaración.

- La casa debe estar inscrita en el registro de empresas turísticas, adicional a esto se exige que dicha casa este amueblada y adaptada a la necesidades de los inquilinos.

-Declarar y liquidar los impuestos correspondientes por actividad económica.

-Es primordial informar a la comunidad y a la policía, aunque ellos no sean responsables de la aprobación.

Alquilar vuestra casa en verano, brinda una alta rentabilidad por centralizarse totalmente en los meses de mayor demanda en el turismo. Por otro lado, se observa un crecimiento elevado en el número de familias nacionales y extranjeras que optan por alquilar una residencia completa y ampliamente funcional en verano. Es conveniente que vuestra casa cumpla con todos los requisitos exigidos por la ley, para evitar sanciones con multas considerables por infracciones livianas hasta provocar el cierre definitivo de la casa con una multa exagerada.