Mudanzas de jardines ¿Se puede?

A la hora de realizar una mudanza no se suele contemplar la idea de trasladar el jardín a la nueva vivienda, pero ¿por qué no mudarte con él? Obviamente esto tiene unas limitaciones, ya que ciertas plantas y árboles no se deben trasladar por su elevado crecimiento o por su excesiva fragilidad. Entonces, si vas a mudarte a una casa con jardín, ¿por qué no llevarte lo más posible del anterior?

Debes tener en cuenta una serie de claves para que tus plantas lleguen en el mejor estado a tu nuevo jardín. Primero tienes que dar prioridad a las plantas y árboles que mayor fragilidad presenten, les debes prestar gran atención y dedicarles importantes cuidados. También es adecuado disminuir el riego de las plantas días antes de la mudanza, para que se vayan acostumbrando al cambio que tendrán esos días. Para el traslado irán más seguras si las introduces en cajas o recipientes donde puedan ir estables. Eso sí, ¡no olvides perforar los recipientes para que puedan respirar! Además es adecuado que lleven algún material de tipo goma espuma, para evitar roturas. Una vez realizada la mudanza se deben regar sin falta plantas y árboles, ya que lo necesitarán.Para este tipo de traslados tan especiales tienes dos opciones disponibles, una es hacerlo uno mismo y la otra es contratar los servicios de una empresa de mudanzas que sepa tratar este tipo de traslados, que son escasas pero existen. En el primer caso sale más económico pero quizás no tan rentable para tu jardín, ya que los cambios de lugar exigen sumo cuidado para que se mantengan las buenas condiciones en que se encuentran los elementos que lo componen. Por eso, dentro de lo posible, es mejor solicitar la ayuda de profesionales.Por lo tanto, sí es posible realizar una mudanza de un jardín, pero siempre cogiendo las plantas y árboles que sean aptas para trasladar, sin arriesgarnos a que mueran.